El casco es tu lienzo

Toro

Toro (Jerez - España)

Inicialmente una valla publicitaria, el Toro de Osborne “ha superado su inicial sentido publicitario y se ha integrado en el paisaje”. Ha recibido innumerables reconocimientos y ha sido el foco de numerosas actividades culturales y artísticas.

En 1983 fue decorado por el artista norteamericano Keith Herring, en 1996 fue protagonista de la exposición fotográfica itinerante de Larry Mangino y fue el anfitrión de la Feria de Arte Contemporáneo ARCO, en 2000 Osborne recibió el premio AUS, en 2003 los socios del Fomento de las Artes Decorativas lo escogieron como el diseño más representativo del siglo XX, y recientemente ha sido decorado e interpretado por 50 personalidades internacionales con motivo de su 50 aniversario. Además, ha sido protagonista en numerosas exposiciones dedicadas al diseño gráfico.

HISTORIA
En 1956, Osborne encarga al diseñador Manolo Prieto la elaboración de una campaña publicitaria para su marca Veterano. El éxito del diseño y la apuesta de Osborne son tan importantes que la geografía española y sus carreteras se llenan de toros situados estratégicamente.

En 1988 se prohíbe la publicidad en carreteras y se obliga a retirar todas las vallas. Un movimiento popular sin precedentes provoca que el Tribunal Supremo decrete en 1997 el “indulto” del Toro de Osborne por el innegable interés social, cultural y artístico de la valla del Toro. Según la propia sentencia, el Toro de Osborne “ha superado su inicial sentido publicitario y se ha integrado en el paisaje”.

Actualmente, el Toro de Osborne es reconocido internacionalmente y, con seguridad, el símbolo español más reconocido en el mundo entero.

Productos Diseñados